6

Indignación en el caso Ortega Cano

Hace apenas 20 días nos alegrábamos porque recibíamos la noticia de que la Infanta Cristina, mujer de Urdangarín e hija del Rey, había sido imputada en el caso de presunta corrupción de Nóos. Y nos alegramos porque a pesar de los palos judiciales que nos hemos ido llevando durante estos últimos años, se veía la luz al final del túnel; nada más y nada menos que una de las personas más importantes del Estado había sido imputada por un juez. Eso nos hizo pensar que en España se podía volver a empezar a creer en la Justicia, que al final sí que iba a ser verdad eso de que la Justicia es ciega e igual para todos, que da igual que te llames Cristina de Borbón o Periquito de los Palotes, que si cometías presuntamente un delito, por lo menos iban a preguntarte por ello.

Hoy 24 de abril de 2013, tan solo 21 días después de aquella maravillosa noticia, volvemos a la triste realidad; la Justicia nos ha dado un palo bien gordo. Y es que me gustaría que alguien me explique cómo una persona que conduce un coche en estado de embriaguez y que acaba matando a otra, es condenada solamente a 2 años y 6 meses de prisión. Me pregunto: ¿cuánto vale nuestra vida? ¿cuánto vale la vida de una persona intrascendente como nosotros? Y para qué mencionar lo de la Pantoja; blanqueando dinero no sé cuánto tiempo y vaya hombre, condenada a 2 años de prisión; a 2 años claro, no a 2 años y 1 día, porque si fuera así sí que tendría que entrar a la cárcel.

Volviendo al tema de Ortega Cano. Resulta que la juez dice que a pesar de que es verdad que en la prueba de sangre que se le realizó al homicida daba como resultado una alta cantidad de alcohol (triplicando el mínimo permitido), esa prueba no se puede admitir porque "no se garantizó cadena de custodia"; vamos, una excusa más bien barata para eximir al autor del homicidio de uno de los cargos de más relevancia que había contra él.

La juez obvia los testimonios de los que sirvieron una copa a Cano, de los que lo vieron hacer "eses" con el vehículo, incluso de la llamada al 112 de un conductor al que el torero adelantó de forma temeraria. Resulta increíble que le extraigan sangre a pocas horas del accidente y triplicando la tasa mínima diga la juez que esa prueba no es válida. Aunque ya no sé si sorprenderme, cosas peores he visto de jueces, como dejar en libertad a 14 imputados por tráfico de drogas que fueron sorprendidos en la playa desembarcando fardos de hachís.

Una de las cosas que más me irritó, es que encima este tal Ortega Cano tenga la poca vergüenza de decir delante de toda España que lo que le pasó a él desgraciadamente pasa todos los días. Pero so... (me muerdo la lengua), ¿es que todos los días un tío borracho mata a otro? Uff... perdonadme, pero es que me caliento.

En fin, que eso de que somos iguales ante la Ley es cada vez más evidente que no deja de ser un mito. No os quepa la menor duda de que si esto lo llegamos a hacer alguno de nosotros, estaríamos "comiendo techo" a base de bien desde el primer día.

La Diosa Temis ha vuelto a quitarse la venda, y el pueblo cada vez confía menos en la Justicia.

Eso sí, desde aquí hacemos un llamamiento a todos los que nos leéis: Si bebéis, no conduzcáis, y no solo porque por no ser personas de renombre sí que vais a pagar con cárcel si cometéis un delito bajo los efectos del alcohol/drogas, sino porque si tenéis conciencia, jamás podréis quitaros de la cabeza el haber arrebatado una vida inocente por vuestro error. 

Por cierto, recordar también a Farruquito, que mató a una persona conduciendo sin carné, en un paso de peatones y encima se dio a la fuga. Condenado a 3 años y pico de cárcel, piso la cárcel solo 14 meses.

Pensadlo.

6 comentarios:

  1. Hola, no olvidemos que la propia Justicia es en sí un valor utópico y subjetivo,otra cosa distinta es que la aplicación de la ley y su interpretación nos guste más o menos. Por otro lado recordemos también que el homicidio imprudente se castiga de 1 a 4 años y al no garantizar la cadena de custodia se esta vulnerando un derecho fundamental como es el derecho a un proceso con todas las garantías, no es por tanto, una mera excusa.
    Caso aparte el de la Pantoja, ya que opino que se debería modificar el C.P para gente que comete delitos relacionados con el blanqueo.
    Saludos y enhorabuena por el blog

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero vamos a ver, si no es tan difícil. No se ha garantizado la cadena de custodia, vale, pero esa sangre es suya y dio el resultado que dio; amén de los testimonios de gente que lo vieron bebiendo poco tiempo antes... Si es que está clarísimo. No sé cómo no lo condenan a más tiempo, cuando al asesino de Marta del Castillo, sin cuerpo por delante, le meten asesinato. A ver Rafael... que si se quiere, se quiere... Y estoy de acuerdo en que la Justicia es un valor utópico, no tengo ya ninguna fe en ella.

      Eliminar
  2. Vamos por partes, en primer lugar es cierto que hubo testigos que aseguraron que lo vieron bebiendo tiempo antes,el problema es que el testimonio no es una prueba clara y evidente para demostrar que esa persona conducía bajo los efectos del alcohol y así lo interpreta la autoridad judicial. Por otro lado como ya he explicado anteriormente y así lo establece el 142.1 y 2 del C.P "EL QUE POR IMPRUDENCIA GRAVE CAUSARE LA MUERTE DE OTRO SERÁ CASTIGADO COMO REO DE HOMICIDIO IMPRUDENTE CON LA PENA DE 1 A 4 AÑOS" ¿Qué es lo que buscamos?¿Penas más duras?Eso no tiene nada que ver con la justicia,habría que modificar la legislación y recordemos también que dependemos de una institución supraestatal como es la Unión Europea. En el caso de Marta del Castillo aunque no hubiera cuerpo fue el propio autor el que confesó los hechos.

    ResponderEliminar
  3. Rafael, de lo que hablamos es que se ha obviado el hecho de conducir bajo los efectos del alcohol, cuestión que hubiera agravado la pena. Nos quejamos de que han omitido esta razón, cuando es a todas luces clarísima.

    ResponderEliminar
  4. El problema de esto, es la no inclusión de la prueba de alcoholemia. Si se hubiese incluido, hablaríamos de DELITO DOLOSO, ya no seria una imprudencia. La pena aumentaría considerablemente y hablamos de un personaje público muy conocido. Que el testimonio de varias personas, no es claro y evidente... salvo que se contradigan mucho supongo se refiere.

    Estoy seguro que en mismas circunstancias lo hace otra persona y precisamente 2 años y 6 meses no le caen.

    ResponderEliminar
  5. ¿Cuánto vale nuestra vida? En el caso de la de mi hermano fueron 600 euros.

    Le mató de madrugada un conductor borracho y drogado que se salió de la carretera y se estampó contra su coche cuando él iba de camino al trabajo, hace ya unos cuantos años.

    En su caso también rechazaron el análisis de sangre, a pesar de dar positivo en consumo de drogas y superar la tasa de alcohol permitida de manera brutal. Según nos explicaron el acusado no dio su consentimiento para la extracción de su sangre, por lo tanto no podía utilizarse como prueba. A pesar de ello hasta tres policías testificaron en su contra, explicando que seguía borracho cuando ellos llegaron al lugar del accidente y hasta mucho después y que desprendía un olor a alcohol insoportable.

    Una chica que conducía cerca del coche de mi hermano en el momento del accidente se negó a contar lo ocurrido en el juicio alegando que no lo recordaba bien, cuando con anterioridad había contado todo antes del juicio con detalles.

    Al final todo se quedó en una miserable multa por "delito imprudente" y retirada temporal del carnet. A nosotros nos pagó su seguro un dinero que sirvió para pagar parte de un coche nuevo. A mi hermano ya nadie nos lo puede devolver. Esa es nuestra justicia.

    ResponderEliminar